La democracia requiere

La democracia requiere

 de juzgadores intachables e imparciales: Fuentes Barrera

  • El presidente del TEPJF dijo que, con sentencias claras, razonadas y robustas, las y los juzgadores ejercen el control que les ordena la Constitución sobre las normas y actos de otros poderes públicos.
  • Los tribunales son indispensables para preservar la gobernabilidad, pero de ninguna manera les corresponde asumir el papel de opositores a un gobierno: Felipe Fuentes Barrera

TOLUCA DE LAREDO, Estado de Mexico., sabado 23 febrero 2019.- El magistrado presidente de la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), Felipe Fuentes Barrera, aseguró que para que en una nación haya democracia se necesitan demócratas y para que haya justicia se requiere de juzgadores probos e imparciales que hagan realidad, a través de sus sentencias, los valores de la Carta Magna.

 En el informe de labores de la magistrada presidenta de la Sala Regional Toluca, Martha Concepción Martínez Guarneros, Fuentes Barrera aseveró que, con sentencias claras, razonadas y robustas, las y los juzgadores ejercen el control que les ordena la Constitución sobre las normas y actos de los otros poderes públicos.

“La función de las juezas y jueces constitucionales se refleja, principalmente, en el establecimiento de límites al ejercicio del poder, tanto para proteger el diseño institucional, como para salvaguardar los derechos humanos, condición esencial para la vigencia de la democracia”, subrayó el magistrado presidente durante la sesión pública a la que asistieron las magistradas la Sala Superior, Janine M. Otálora Malassis y Mónica Aralí Soto Fregoso, y el magistrado José Luis Vargas Valdez.

 Fuentes Barrera reconoció que es indispensable la labor de quienes integran los tribunales electorales, ya que buscan preservar la gobernabilidad en un Estado de derecho, pero de ninguna manera les corresponde asumir el papel de opositores a un gobierno, sino el de un contrapeso institucional.

“Debemos tener presente que las juezas y jueces debemos ser autocríticos y no autocomplacientes. La mejor manera de fortalecer nuestro quehacer es reconocer aquellas áreas de oportunidad y emprender decididamente los cambios necesarios para cumplir de la mejor manera posible nuestra función. Con sentido ético estamos llamados a ejercer la profesión del juez”, recalcó.

Finalmente, el magistrado presidente añadió que, en una República democrática como la mexicana, ser juez constitucional requiere, además de sencillez y humildad en el actuar, modestia intelectual, serenidad en el juicio y prudencia en la resolución.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *