COSA DE PRENSA

COSA DE PRENSA

 “Nada es más hermoso que la verdad, ni más vergonzoso que la mentira”. La verdad, la lealtad y el agradecimiento, fueron los valores que vivió Jesús Marmolejo Pérez y legó a sus descendientes.

 

  • Jesús Marmolejo Pérez

  • La belleza de la verdad

  • Dio a Cárdenas El Barzón

 

Javier Rodríguez Lozano

(1ª de 4 partes)

 

AGUASCALIENTES, Ags., lunes 10 de septiembre de 2018.- Por alguna razón íntima, quizás por lo tanto que le dolía México, amaba Septiembre -el Mes de la Patria- y en él, al momento de mirar más alto y más lejos. Jesús Marmolejo Pérez, de caporal hacendado a revolucionario y combatiente en la Cristiada, fundaría con Teodoro Olivares Calzada la Liga de Comunidades Agrarias y sería senador, luego que en su campaña de 1934 regalara al general Lázaro Cárdenas aquí, en el Parián, el himno de su lucha política: el lamento campirano de El Barzón, del rinconense Miguel Muñiz. A su muerte, solo sus descendientes y amigos pueden leer imaginario epitafio de esencia cicereana: “Nada es más hermoso que la verdad, ni más vergonzoso que la mentira”. La verdad, la lealtad y el agradecimiento, fueron los valores que vivió y legó a sus descendientes: Bernardo, Rosa María, Wilfrido, José Manuel, Jaime Héctor, Martha Elena, Laura Angélica y Norma Cecilia, hijos de María Marmolejo Alba (+) y Bernardo Gómez Gómez (+)… Willy Gómez Marmolejo nos relata algunas escenas de la vida de este personaje: “Mi madre fue María Marmolejo Alba. Sus raíces son de Jalisco, aunque nació aquí, en el estado de Aguascalientes, en una comunidad muy pequeña llamada Las Negritas, a un lado de una población un poco más grande de nombre Los Campos, que tiene la particularidad de ser un vértice muy icónico para nosotros, porque ahí se juntan tres estados: Zacatecas, Jalisco y Aguascalientes, de donde procede de alguna manera la rama Marmolejo”… Revolucionario, mi abuelo:Y hago especial mención porque a través de los años, finalmente en mi formación, va a ser muy importante la intervención del padre de mi madre, que es mi abuelo Jesús Marmolejo Pérez. Fue un revolucionario de la época y posteriormente participó también en la famosa Cristiada. Fue en su época adolescente un empleado de la Hacienda de El Mesón de los Sauces, donde él nació, de un ranchito que se llamaba El Parián. Posteriormente se vino haciendo caporal en la Hacienda de El Mesón, de Los Campos, que era una propiedad borreguera, grande, del señor Manuel Jacinto Guerra, un hacendado que llegó a tener muchas haciendas, entre ellas la de Los Campos, que administraba mi bisabuelo Máximo Marmolejo. Y estando ahí mi abuelo que era el más joven, pues ya se imaginarán ustedes la historia”… Un joven con ideas propias:Mi abuelo nace en 1886, para los inicios de la Revolución ya era un joven con ideas propias. Y obviamente, sale del seno familiar para abrazar la lucha revolucionaria, en contra de la formación que le había dado su padre, que de alguna manera estaba si no sometido, sí que digamos, alineado con el patrón, en este caso con Manuel Jacinto Guerra. Mi abuelo inicia como parte de la tropa y llegó a ser capitán. En algún momento comandó un grupo de 300  hombres de a caballo, que en ese tiempo eran un ejército bastante regularcito. Y combatió muy activamente en la zona de lo que hoy es Villa Juárez, hacia los famosos llanos de El Tecuán, hasta terminar justamente en El Mesón de los Sauces, que es donde concluyen las batallas de la época de la Cristiada”… Fundó la Liga de Comunidades Agrarias:Fue después presidente municipal del municipio de Asientos. Luego, en ese mismo periodo, no sé si previo a, o después de, sería líder de la Liga de Comunidades Agrarias, acompañando al señor Teodoro Olivares Calzada, quien sería el primer secretario general en 1932 y Jesús Marmolejo Pérez, el tesorero de esa organización, de la cual después también sería secretario general. Posteriormente, en el año de 1934 el general Lázaro Cárdenas hizo su visita a Aguascalientes como candidato a la Presidencia de la República por el Partido Nacional Revolucionario y en aquel tiempo se hizo el evento en un salón de usos múltiples, que estaba exactamente en el centro del antiguo Parián”.

LA  COSA ES QUE…

¿Qué ocurrió en aquella visita de Lázaro Cárdenas a Aguascalientes? Se lo platicamos el próximo lunes; qué tal.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *