INOLVIDABLE TARDE EN EL CLUB PRIMERA PLANA

INOLVIDABLE TARDE EN EL CLUB PRIMERA PLANA
  • Encuentro de poetas entre periodistas

 

Mario Andrés Campa Landeros*

 

CIUDAD DE MÉXICO, (Facebook), viernes 25 de agosto de 2017.- La voz retumba en el ático. Envuelve a los presentes atentos al poeta. Está entre periodistas amigos. Tercera edad. Tres mujeres asociadas, atentas fijan sus miradas en el invitado, que se pone de pie para ser mejor escuchado… Explica que el poema fue escrito después de oír en una reunión que alguien lo llamó: viejo. A su poema lo titulo: Espejo.
“Me vi al espejo/ me vi mis canas/ y su reflejo/ me dijo viejo
¡Viejo! (carcajada)
Viejo es el vino/ y me lo tomo, / viejo es el mar/ y me revuelca/
Viejo es el sol/ y me calienta, / viejo es el aire/ y me da vida/
Vieja… vieja/ mi vieja/ y me re encanta/ como me mima/ y como me canta/
Viejo es el baile/ y me lo bailo/ viejo es el árbol/ y nos da sombra/
Vieja la noche/ y nos cobija, / viejo es el tiempo/ y el tiempo es vida/
Y viejo yo…/ y viejo yo/ que amo la vida/ y vendrá el día de mi partida/
Pero la espero/ con dignidad/ porque soy joven/ de voluntad.”
Es la tradicional sesión-comida del club de periodistas Primera Plana, convertida ahora en un encuentro poético literario con los poetas Edwin Lugo y Sergio Morett Manjarrez como parte de la presentación de los libros “Alondra” y “El Poeta Mexicano”.
Edwin Lugo leyó cuatro poemas; inspiraciones llenas de romanticismo, soledad, angustia y amor. Hace recordar a los bardos de antaño. Sencillez, rima y musicalidad envuelven la presentación de su obra.
Antes se dio a conocer parte de su currículum: Estudió música en el IMBA, cursó la carrera de Comercio y Administración en la UNAM, estudia arte dramático, es publicista y tiene una licenciatura en Comunicación.
Entre sus actividades se destacó como locutor, productor de radio y televisión. Además es periodista y promotor cultural en su carrera literaria. Actualmente es vicepresidente de la Academia de Música de la Sociedad Mexicana de Geografía y Estadística y presidente de la Asociación Kalman Imre.
Al avanzar la tarde, Sergio Morett le canta a la mujer como él sabe. Su memoria se convierte en voz y letra. Y le dedica a la mujer su poema “Para mi”…
“Para mí tú fuiste oro/ de 24 kilates/ en donde estaban montados/ tus ojos que son diamantes/
Para mí fuiste un edén/ y tus besos bellas flores/ y te declaré la reina/ del jardín de mis amores/
Para mí tú fuiste el sol/ las estrellas y la luna/ pues lo que viví contigo/ no lo viví con ninguna/
Para mí fuiste un corcel/ el más bello que tenía/ montado en tu desnudez/ cabalgué tu geografía/
Para mí tú fuiste el mar/ y tus olas son tus senos/ de donde pude libar/ los néctares de los cielos/
Para mí fuiste la vida/ y tu sonrisa un contento/ meciéndome en tus caderas/ disfruté el mejor momento/
Para mí fuiste la tierra/ que con mi arado labré/ y tu fruto mi cosecha/ por eso más te adoré/
Para mí fuiste lo eterno/ porque lo eterno no cambia/ porque este amor que te tengo/ lo llevo eterno en el alma/
El poeta Morett siente, expresa y comparte. La pasión lo embarga y habla de ella, la mujer. Hay un silencio al escuchar su voz. Una pequeña historia sin misterio… “En La Paz”.
“Yo la quiero con locura/ con ardiente frenesí/ y me pierdo en la fragancia/ de su boca carmesí/
Su sonrisa es una playa/ de remanso y de quietud/ que dibuja la esperanza/ de una vida en plenitud/
Aquel día así como ella/ también el sol ardía/ su mirada brillaba/ como la espuma del mar/ que su cuerpo se bañaba/
Su piel nacarada/ tersa y delicada/ junto con la brisa/ yo la acariciaba/
Me cedió su cuerpo/ me fundí en su pecho/ y sentí morirme/ en la ardiente arena/ que sirvió de lecho/
En el libro del recuerdo /anotaré lo que fueron/ aquellas noches de luna/ que en La Paz nos envolvieron/
Yo la quiero con locura/ con ardiente frenesí/ y me pierdo en la fragancia/ de su boca carmesí/.”
Sergio Morett, además de poeta es profesor normalista de Educación Primaria, licenciado en Derecho, maestro de Historia, imparte cátedras, seminarios, ponencias, mesas redondas conferencista, jurado y moderador en el área educativa. Instituyó en el Palacio de Bellas Artes, el “Homenaje a Maestros Eméritos y Distinguidos de México”. Es vicepresidente de la Academia de Letras Juan Rueda Ortiz , de la Academia Nacional de Literatura de la Sociedad Mexicana de Geografía y Estadística y actual presidente de la Academia de Poesía de la misma institución.
Ya para para finalizar, el encuentro poético sesión-comida de trabajo, el poeta Mario Andrés Campa Landeros y moderador de la sesión- leyó un poema de su libro De la Gota Surgió el Torrente. “Mortaja mía”.
“Cada día me visto para morir…/ Porque la guadaña no tiene/ Ni segundo/
Ni hora/ Ni día. /Viene siempre con paso sigiloso/ Por cualquier punto cardinal;/ Del cielo a/ La tierra/ Y no se anuncia. Nadie la conoce. / Es más, nadie la ha visto/ En todo su esplendor;/ Brilla, según dicen;/ Como halo de sobra/ que sale del abismo.
Cada día me visto para morir…/
Porque llegará ese día, el esperado,/ El momento oportuno;/ Aquél día del encuentro…/ Y será el abrazo,/ El beso,/ El tremolar del alma hacia la nada:/ La despedida.
Hoy, sin saberlo, tal vez hoy; me visto para morir…/
Y así, entre aplausos culminó una tarde inolvidable entre poetas y periodistas.

*) Exjefe de Redacción de El Universal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *