COSA DE PRENSA

COSA DE PRENSA

 

 

  • Tere Jiménez Esquivel al tiempo
  • Podrían cambiarle las preguntas
  • La corrupción reclama su aroma

 

Javier Rodríguez Lozano

 

AGUASCALIENTES, Ags., lunes 10 diciembre 2018.- Preguntamos a la alcaldesa Tere Jiménez Esquivel, ¿qué haría si su partido Acción Nacional, corriente sin competidores fuertes pero que domina, impidiera su candidatura a la gubernatura? Si se iría por la libre o se disciplinaría. Y nos dijo: “Yo no puedo pensar en el futuro si no hago las cosas bien”… Cuando arribamos a su despacho en Palacio Menor la hallamos de pie frente a su escritorio, dando una última ojeada a papeles a los que ya no volvería, después de las entrevistas de prensa que había programado ese día, luego de atender por primera vez en su gestión a algunos periodistas. En 12 minutos seis segundos hablamos de muchos años de hoy y del porvenir. Le formulamos tres preguntas y le pedimos, metafóricamente, una suerte de mensaje político, basándonos en una cita de José Luis González-Geraldo, en Educación, desarrollo y cohesión social, que Mario Benedetti aplicaría a la política, y que dice: “Cuando creíamos que teníamos todas las respuestas, de pronto (nos) cambiaron todas las preguntas”. Dejaremos para otro momento las dos primeras preguntas y nos vamos a la tercera, acerca de las cuentas públicas. Se dice –contextualizamos- que el ayuntamiento de Aguascalientes no justificó ante el Órgano Superior de Fiscalización poco más de 400 millones de pesos, ¿cuál sería su comentario? “Tuvimos observaciones, como todas las administraciones tuvieron observaciones. Tampoco vamos a decir que no se nos pasó algo, ¿verdad? Claro que como todos los años tuvimos observaciones, pero no tenemos una observación grave, que es lo más importante. Y todo lo que llegue de observaciones nosotros lo vamos a tener que resarcir. Ya que por procedimiento faltó un papeleo, lo vamos a tener que resarcir. Si no, pues que se aplique la ley. Yo creo que todos tenemos que ser parejos”… Y aquí viene la pregunta metafórica: “Usted conoce todas las respuestas de su partido. Llegado el momento y debido a la indiscutible ventaja que tiene en las preferencias para los procesos comiciales, ¿qué haría Usted si su partido le cambiara las preguntas? “¿Cuáles preguntas?” ¿Qué haría usted si su partido no le apoya para la candidatura al gobierno del estado? “No, yo creo que todavía estamos muy lejos. Estamos trabajando aquí, hemos hecho un gran equipo como lo es Acción Nacional. Internamente, porque cuando ya gobernamos, gobernamos para todos. Internamente hemos estado unidos. La presidencia estatal y la nacional salieron unidas. También va a haber gente y van a haber voces, ¿verdad?, como siempre ha existido en mi partido. O sea, gente que piensa diferente, y a esa se le respeta mucho. Pero ahorita, los actores que estamos hemos tratado de tener unidad. Creo que ya aprendimos de la historia que ha pasado en Aguascalientes, cuando antes éramos la cuna del panismo; no era Guanajuato, era Aguascalientes. Y hemos aprendido a valorar todo lo que nos han enseñado, ¿verdad?, la ciudadanía, que nos ha enseñado que no nos podemos perder; tenemos que ir juntos y tenemos que estar bien nosotros, para podernos darnos mejor a la gente, y así lo estamos haciendo con todos los actores del partido”… Si su partido no la apoyara porque lo impidiera una corriente perfectamente identificada, ¿se iría usted por la libre o se disciplinaría a su partido? “No, todavía falta un chorro, falta mucho. La verdad es que lo que yo pienso ahorita es terminar bien esta gestión, dar resultados bien, que la gente esté contenta, que el día de mañana pueda decir por lo menos eso. Eso es lo que yo espero, no puedo pensar en un futuro cuando no podemos hacer bien las cosas”.

LA COSA ES QUE…

Permítasenos una analogía solo para entendedores, que parodia la frase de Guillermo Arreola en su ensayo Breve semblanza de un vampiro: Manuel Rodríguez Lozano, publicada ayer en Confabulario de El Universal, a propósito del papel del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación en favor de Erika Alonso, que recuerda al antecesor de Otálora Malássis, Constancio Carrasco Daza: “Entre Aguascalientes y Puebla la corrupción del arbitraje electoral reclama su aroma”; qué tal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *