COSA DE PRENSA

 

 

  • Crimen organizado, el enemigo
  • Tampoco es casual cardenalato
  • Entre debates cae la economía

 

Javier Rodríguez Lozano

 

AGUASCALIENTES, Ags., lunes 21 de mayo de 2018.- Para el diccionario la casualidad es un “suceso imprevisto cuya causa se ignora”, pero para la espiritualidad la casualidad no existe, significa que, “nadie (ni nada) llega a nuestras vidas por casualidad”. Este domingo llegaron a nuestras vidas muchos sucesos enlistados por el principal de ellos que fue el segundo debate presidencial. Los tres siguientes fueron los encabezados de tres de los cinco periódicos más importantes del país, que “casual” o coincidentemente abordaron en sus ocho columnas el gravísimo panorama del crimen organizado. El Universal, Excélsior y Reforma, y en nota secundaria también La Jornada, ilustraron en apretados resúmenes de sus redacciones, corresponsalías y fuentes acreditadas, sobre cómo ha avanzado la delincuencia organizada en nueve estados de la República y afectado la producción agropecuaria en un 30% de su potencial. Pero lo más grave: la injerencia de la delincuencia organizada en estas elecciones, como nunca antes. Y el otro suceso, nada menor, es el nombramiento papal del obispo emérito de Xalapa, Sergio Obeso Rivera, como nuevo cardenal. El pasado 17 de abril Obeso coordinaría el mensaje de la Iglesia Católica frente a estas elecciones, papel que desempeñaría en los últimos comicios el obispo de Aguascalientes, José María de la Torre Martín… Leemos: “De acuerdo a un recuento realizado por El Universal hasta el 19 de mayo, de los 36 aspirantes asesinados en lo que va del proceso electoral, ocho eran candidatos, cinco precandidatos y 23 aspirantes”. Guerrero encabeza la lista, le siguen: Jalisco, México, Puebla, Michoacán, Chihuahua, Oaxaca y Guanajuato… Para Excélsior, crimen organizado y conflictos sociales han afectado las campañas en 35 municipios de Morelos, Guerrero, Chiapas, Michoacán, Oaxaca, México, Jalisco, Hidalgo y Nayarit… Reforma dijo que crimen organizado afecta hasta el 30% de la producción del campo, con un quebranto de más 2,220 millones de pesos anuales, de acuerdo al Consejo Nacional Agropecuario. Otra fuente, Víctor Suárez, director ejecutivo de la Asociación Nacional de Empresas Comercializadoras de Productores del Campo, condenó que el abandono del campo abriera la puerta a la delincuencia organizada. “La merma es consecuencia del pago de cuotas, manipulación en la comercialización de productos, así como robo de granos, maquinaria, equipos, fertilizantes y camiones, entre otras causas”… En La Jornada, en nota de primera plana, se consignó que al menos en cinco estados, “varios abanderados se fueron por miedo. Más de cien candidatos a puestos de elección popular de distintos partidos en Chihuahua, Jalisco, Michoacán, estado de México y Zacatecas, renunciaron a seguir en la contienda electoral, debido a la inseguridad y la violencia que prevalece en algunas regiones de esas entidades, o por haber recibido amenazas del crimen organizado”… Y la cereza de este pastel de sucesos “coincidentes” es el anuncio del Papa Francisco sobre el cardenalato de Sergio Obeso Rivera, con mucho, el más respetado dirigente del Episcopado Mexicano. Como dijimos: El 17 de abril pasado, los obispos de Veracruz emitieron el mensaje: “Participemos en el proceso electoral 2018”, en el que citan en el punto 5º de 16 el daño de la delincuencia organizada y todos los agravios a la vida humana, y sentencian que esos flagelos: “hacen aún más urgente que TODOS PARTICIPEMOS RESPONSABLEMENTE (con mayúsculas) en estas elecciones”. Y se recuerda a los sacerdotes: “No es nuestro papel hablar en favor o en contra de ningún candidato o partido político en particular; hemos de respetar la libertad de los fieles laicos en sus opciones políticas, dentro de un pluralismo de partidos”… Y ordenan en el 15: “Conforme a la legislación civil y eclesiástica, en las misas y actos propiamente religiosos, así como en los templos y sus anexos, se evitará todo aquello que pudiera ser o aparecer como apoyo a un determinado candidato o partido”.

LA COSA ES QUE…

Los candidatos presidenciales llegaron anoche a la confrontación de este negro panorama que impacta negativamente en la economía, al aumentar petróleo y gasolinas, elevar inflación, atemorizar inversionistas y desplomar el peso de 17.94 a 19.93 por dólar, entre el primer debate y el de anoche; qué tal.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.