COSA DE PRENSA

Miriam Rodríguez Tiscareño tomó posesión como alcaldesa de Aguascalientes. El suyo fue un espléndido discurso, salvo que en un par de ocasiones incurrió en expresiones que los adversarios podrían impugnar como violaciones a la veda electoral: Cuando dijo que Tere regresará triunfante como alcaldesa reelecta y cuando informó que los programas sociales no se detendrán

    •  
      • Sería ideal una alcaldía antiinseguridad

      • Jesús María, 3º más inseguro del país

      • Regresará Tere: Miriam Rodríguez Tiscareño

       

      Javier Rodríguez Lozano

       

      AGUASCALIENTES, Ags., lunes 15 abril 2019.- Subrepticiamente (ocultamente, al menos para medios como el nuestro), inició y concluyó el proceso que oficializa la candidatura de Arturo Ávila. Sin importar que el partido del presidente Andrés Manuel López Obrador sea bizarramente disputado por Ricardo Monreal y ya con algunas candidaturas en la bolsa en los seis estados con elecciones este año. Francisco Arturo Federico Ávila Anaya disputará aquí la alcaldía capitalina a Tere Jiménez Esquivel. Que gane o no es otro tema. Pensaríamos ese resultado como muy difícil en alguien que llegaba con bajo perfil a los desayunos con los amigos de Carlos Lozano de Torre, ante la indiferencia de otros empresarios, desinteresados en sus opiniones y que, igual, ni siquiera sabían que se dedicara a la industria militar, con amplias relaciones en la cúpula del Ejército peñanietista, pero que jamás se apareció ni en la campaña de AMLO en Aguascalientes, ni en Morena. Mas sin embargo, sí fue el primero en levantar la mano. Desventaja es su manejo de prensa, similar al de otros líderes políticos ausentes, al convocar a sus rollos solo a los medios que les caen bien… Revisando su perfil empresarial, en verdad que un alcalde con amplios vínculos en materia de seguridad, claves y estratégicos, sería ideal para el momento de turbulenta asfixia que vivimos, con cada vez más inseguridad, recrudecida con la aprehensión de René Carrillo, ampliamente conocido por sus pillerías, más que las del Jueves Negro. Jesús María, Aguascalientes, es tercera de 23 zonas prioritarias inseguras para el Gobierno Federal… Es decir, Aguascalientes está muy mal en materia de seguridad y un alcalde que la encarara con todo sería como una especie de “mesías”, ideal hoy visto muy inalcanzable. Pero el “modus operandi” de Ávila para hacerse de la candidatura de Morena no genera confianza plena. Ya no tanto por los discursos contradictorios de las figuras del momento: Aldo Ruiz, Cuitláhuac Cardona Campos y el senador José Narro Céspedes, sino por sus formas de manejar la cosa pública. Ni tampoco porque muchas veces, prácticamente obligaban a Carlos Lozano de la Torre a apoyar perfiles cuestionables, como el del Ministerio Público Federal que consignara a las indígenas otomíes, ridiculizando ante el mundo a la impartición de justicia mexicana en 2006, Gerardo Cruz Bedolla. Todos esos factores –“el personal estilo de entrar a la política”, el desaseo y la ingenuidad del morenismo aguascalentense y su falta de respeto a más de 222 mil electores que votaron no solo por Andrés Manuel López Obrador, sino contra todo agandallamiento de la clase política- hace poco atractiva la candidatura de Morena, que compensarán con mucho dinero… En contraparte, con más ortodoxia y aseo, más allá de la impresionante estructura electoral que opera el PAN y del espléndido trabajo realizado por la alcaldesa Tere Jiménez Esquivel, se antoja que a Aguascalientes le iría mucho mejor religiéndola. Tere ha demostrado también más respeto por los compromisos de campaña y por la gente… Tendrá, sin embargo, que precisar como relojería suiza -más o menos como lo viene haciendo Bruselas, el grupo de los 27 países dominantes, contra el otro ingenuo salto al vacío de la Gran Bretaña con el Brexit- respecto al tema de CAASA hoy Veolia, en cuya permanencia y revalidación trabaja desde hace rato el gobierno estatal… Y el otro tema que tendrá que conciliar la candidata de Acción Nacional, será el cuestionable desempeño de su Policía Municipal, donde igual, hay muchísimos “prietitos en el arroz”, que deben pasar la revista de la honestidad, algo muy complejo. Es muy probable también, por tratarse de los primeros comicios en tiempos de Cuarta Transformación, que el electorado sea esta vez más exigente. Eso esperamos.

      LA COSA ES QUE…

      Ante el Cabildo rindió su protesta como nueva alcaldesa de Aguascalientes, Miriam Rodríguez Tiscareño. El suyo fue un espléndido discurso, salvo que en un par de ocasiones incurrió en expresiones que los adversarios podrían impugnar como violaciones a la veda electoral: Cuando dijo que Tere regresará triunfante como alcaldesa reelecta y cuando informó que los programas sociales no se detendrán; qué tal.

Deja un comentario